Síguenos en Twitter

jueves, 16 de agosto de 2012

Me cambio de casa.

Antes de explicaros mi cambio de domicilió me gustaría presentarme.

Me llamo Hachi, tengo 1 año y 8 meses. Desde hace 11 meses vivo con el humano con el cual tengo un romance.

No me acuerdo muy bien de mis primeros 5 meses de vida pero en ocasiones tengo ligeros flashes. Recuerdo una fría noche de marzo, eran las 4 de la madrugada, me vi solo, llevaba todo el día dando vueltas, no sabia donde ir, estaba en un entorno donde todo se movía rápido, adolescentes en monopatín haciendo mucho ruido, personas andando muy deprisa, alguna de ellas arrastraban algo con ruedas,  coches por todas partes etc etc.... (Mire un letrero que ponía: Estación de Sants)

De repente escucho a un humano decir.
-Aquí hay un perro, es pequeño pero es un pitbull- Que miedo!!! lo pude notar al momento y no entiendo el porque.
-¿Pueden venir a recogerlo? parece que esta abandonado o se ha perdido. Esta muy asustado.
Llegaron dos hombres con unos palos con un lazo en el extremo que no me inspiraba mucha confianza. Me entraron en un vehículo grande y me llevaron a lo que seria mi casa durante los siguientes 6 meses.
Me trataron muy bien aunque me pincharan, no me hizo daño pero no sabia que querían de mí. Las personas que me pincharon me trataron con mucho cariño.

Llegue a una jaula donde no me faltaba agua y comida, cada día venia una persona diferente y me llevaba de paseo, cada paseo era diferente y no me gustaba mucho escuchar a tantos seres de mi especie ladrar debido a  tener una vida que no eligieron. Ladraban por muchos motivos pero era inconfundible escuchar como la mayoría lo hacia mandando mensajes de SOS.
Un gran día para mi fue cuando un voluntario al regresar del paseo me dejo en una habitación que no era la mía, la cual estaba dos habitaciones mas a la derecha. Fue un gran día porque conocí al que hoy es mi compañero humano, ademas de pegarme otro paseo, by the face!!!!!!!!  Las primeras palabras que me dijo nada mas salir de la habitación fueron: Tenemos mucho trabajo juntos. Hasta entonces no había utilizado la palabra, no me sobre excito como era de costumbre. Todos hasta entonces lo hacían.



Poco a poco mi compañero empezó a explicarme que a su lado solo pasaban cosas buenas, me enseño a caminar sin tirar de la correa, incluso me liberaba y se ponía la correa en sus hombros, continuo explicandome que cuando decía Hachi vina (ven) tenia que ir como las balas y recibía un gran botín.

Un día le escuche decir que estaba buscando un lugar donde pudiéramos vivir, en su casa, su familia no aceptaba la entrada de perros. Consiguió un lugar para vivir y abandono a su familia para formar una conmigo. Es curioso pero mis ancestros los lobos hacen lo mismo que este humano, abandonan a su familia para formar la suya propia. Nunca intentará ser el jefe de su familia, cuando los humanos y los lobos intentan pasar a ser el supuesto líder (dudo que sea su intención) es debido a que su vida no es lo suficiente correcta. Siempre es mejor independizarse y formar una propia aplicando todo lo que nos enseño nuestra antigua familia, la cual nunca dejara de serlo.

Mi nueva casa no era un entorno adecuado pero tenia una vida mas agradable que vivir en una habitación para perros, con cerca de 200 compañeros ladrando.

Estoy durmiendo y escucho un murmullo, es mi compañero hablando por teléfono, dice:
-Iremos esta tarde, ¿Te importaría que venga mi perro? ya que voy me gustaría aprovechar la visita, que conozca la casa y de paso conocemos el entorno natural y sus caminos.
Salimos a la calle, di un corto paseo y entramos en la casa con ruedas (coche). Siempre que subo vamos a lugares divertidos. Ya estoy excitado!!!!!
Recuerdo que llegamos antes de la hora prevista y dimos un ligero paseo súper agradable por la zona. Llego otro humano, saludo a mi compañero y luego me saludo a mi. Mí compañero me soltó y comenzamos a andar, entramos en una casa que puede cotillear a mi antojo. No recuerdo que estaba haciendo cuando mi compañero me llamo y me dio la señal. Busca, siempre que me dice esto es porque tengo que pegar mi nariz al suelo, siempre encuentro recompensas agradables o olores que me los ofrecen.

Volví a escuchar ese mensaje de SOS mientras mi humano decía:
-Este perro no suele salir a la calle, su vida no es la correcta, esta aburrido y así un largo etc,
¿Como lo sabia? ¿lo acababa de ver?
Yo me limite a lo mio y cuando ya no había ni rastro olfativo de mi tesoro me limite a intentar explicarle al perro que me ladraba que podía estar tranquilo:
-No te preocupes, no vamos a tener conflictos.
Pero debido a su vida no conseguía entenderme. Los días siguientes volví a esa casa, ya había muchas cosas y muchísimos olores que me resultaban familiar. Mi compañero dejo mi cama allí y entendí a raíz de este día que aquella sería mi nueva casa. Lo conocía todo, incluso el perro que me ladraba, con el cual tuvimos una experiencia que a mi compañero humano le vino bien para presentarnos en sociedad.


Una mujer de otra casa empezó a gritarle al otro perro que se callara. A mi compañero le decía a gritos que tenia que demostrarle al perro que mandaba él. Mi compañero le dio la espalda a esta mujer que tanto daño hacia a mis oidos. Ella seguro que se lo tomo como una falta de educación, pero yo lo interprete como:
Señora, por muchas cosas que le digas y por mucho que le grites, el perro seguirá ladrando y probablemente porque usted lo esta consiguiendo, ademas, somos algo novedoso para él, aunque su vida no sea la correcta acabara por entender que no somos nada peligroso.
Lo entendí así y considero que es la manera correcta de dar una contestación sin tener que utilizar la palabra, gritar, descalificar o intentar quedar por encima de otro ser, llegando incluso a utilizar palabras feas.


Ahora llevo unos días en mi nueva casa, aquí estoy tranquilo, conozco nuevos vecinos perrunos con los que comparto paseos tranquilos por la montaña. Ninguna visita me sobreexcita, creo que alguien les dice antes de llegar como deben comportarse, todas las personas son educadas aquí. El perro que ladraba ya no lo suele hacer. También es debido a que la persona que no lo saca a utilizado como parche una toalla para tapar el agujero por el que me veía. Cuando no este la toalla el problema estará ahí de nuevo, no habrá solucionado nada.

Ahora tengo una vida digna, puedo tomar el sol, entrar en casa cuando quiera, duermo en compañía, tengo mis momentos de calma y una vida social correcta. Pero lo que es mas importante es que, me han explicado las cosas de una manera amable y progresiva.

Por último me gustaría añadir que siempre estaré enormemente agradecido a mi compañero por darme una oportunidad. La primera la perdí porque una persona que no conocía a los perros, se empeño en tener uno sin saber antes como somos y como aprendemos. Por no hablar de los que se lucran a nuestra costa y luego............ ya sabemos el final.
Si tenéis la oportunidad de adoptar, os invito a ello, nos hace mucha falta y estamos dispuestos a daros amor eterno ya que entendemos que nos daréis una segunda etapa de nuestras vidas que sera muy digna. Siempre estaremos eternamente agradecidos.



Mi compañero humano me pide que os de las gracias por esforzaros en entender un poco mejor a los perros y espera que entendáis que, cuando nos mudamos de casa debemos enseñar a los perros de una manera amable cual va a ser su nueva casa. Sobre todo, en esos días debemos mantener los momentos de calma que tanto necesitamos los perros.

3 comentarios:

  1. Enhorabuena Hachi :) disfruta de tu casa y de tu compi.
    Me alegra un montón verte así :)

    ResponderEliminar
  2. Hola hachi... Espero conocerte algún día. A tu compi si lo conozco, soy el chico de la Amstaff que nos cruzamos un par de veces y tamos algo. A ver si algún día nos vemos por la montaña y tenemos un paseo agradable.

    ResponderEliminar
  3. Hola, soy Hachi ;) Tienes el teléfono de mi compi en el blog, me dice que le llames cuando quieras y hacemos una excursión.
    Saludos.

    ResponderEliminar